Política

El PP suspende las negociaciones con el PSOE para la renovación del Poder Judicial por la reforma del delito de sedición

Sánchez y Núñez Feijóo han mantenido una conversación en la que los populares considera que el PSOE debe decidir si "quiere avanzar con un partido constitucionalista como el PP o quiere seguir de la mano de partidos que buscan debilitar el Estado de derecho y romper la unidad constitucional"

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el líder del PP, Alberto Núñez Feijóo, tras la reunión que mantuvieron en La Moncloa el pasado 10 de octubre. / Europa Press News

Las conversaciones entre el PP y el PSOE para renovar el Consejo General del Poder Judicial quedan suspendidas. Tras una conversación entre ambos líderes, Pedro Sánchez y Núñez Feijóo, los populares han emitido un comunicado en el que anuncian la paralización de los contactos entre las dos formaciones, que marchaban por buen camino.

El motivo es la reforma del delito de sedición que el Ejecutivo estaba planeando aprobar. Según los populares, el PSOE debe decidir si "quiere avanzar con un partido constitucionalista como el Partido Popular o quiere seguir de la mano de partidos que buscan debilitar el Estado de derecho y romper la unidad constitucional".

En esta conversación entre ambos líderes, desde Génova indican que "Feijóo le ha trasladado su extrañeza ante el cambio de posición del PSOE en lo relativo a la reforma del Código Penal para rebajar las penas del delito de sedición. El Partido Socialista, a través del interlocutor designado por el presidente Sánchez para abordar las conversaciones, había trasladado que no estaba en sus planes acometer esa modificación".

El PP toma ahora la decisión de suspender las negociaciones porque esta tarde "el presidente Sánchez ha confirmado a Feijóo que su agenda legislativa incluye esa reforma del Código Penal" y le ha dicho que no va a renunciar a ella. "No podemos seguir avanzando mientras el presidente Sánchez no aporte garantías suficientes de que no seguirá usando todos los poderes del Estado para facilitar el camino a aquellos que quieren combatirlo".

Para la formación conservadora, es "una incongruencia insalvable pactar el reforzamiento del Estado de derecho al mismo tiempo que se pacta con otros partidos desprotegerlo". Por ello, consideran que "reformar la ley para mejorar la independencia judicial no es compatible con reformar la ley para decirle a los jueces que han de ser condescendientes con aquellos que se levanten contra la unidad de España".

Los populares consideran que "es importante señalar que para aquellas personas con causas abiertas por delito de sedición actualmente las penas ya pueden verse reducidas con la única condición del arrepentimiento y el compromiso de no reincidir". Por lo que consideran que "el único propósito del Partido Socialista con esta modificación, todo parece indicar, es un compromiso unilateral con el independentismo".

Para el PP, esta decisión solo puede obedecer a dos motivos: "O exigencias del independentismo o vocación de paralizar un acuerdo para despolitizar la Justicia que estaba muy avanzado y que parece no convencer al Gobierno".

La formación de Núñez Feijóo también ha criticado que Sánchez ya diera el acuerdo por cerrado, cuando aún no lo estaba: "Anunciar de forma solemne un acuerdo que todavía no existe, modificar oralmente y en los medios un criterio manifestado de forma contraria durante las negociaciones, o confirmar que el Código Penal es una herramienta que está dispuesto a entregar al independentismo no es aceptable". E insisten: "El Partido Popular es un partido de Estado".

Sánchez y Feijóo se reúnen en Moncloa para abordar la crisis del CGPJ tras la dimisión de Lesmes

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad