Sociedad

El Concello da Coruña exigirá actuaciones por 90.000 € para conservar los murales de Urbano Lugrís

El Ayuntamiento las ejecutará de forma subsidiaria si no lo hacen los propietarios

El Concello de A Coruña insta a la sociedad propietaria del  número 25 de la calle Olmos a poner en marcha una "actuación inmediata" que garantice la protección de los murales pintados por Urbano Lugrís en el bajo del antiguo restaurante Fornos , debido a su mal estado de conservación. El Ayuntamiento exige 90.000 euros. Si los propietarios no actúan, intervendrá de forma subsidiaria.

Tras la inspección realizada el pasado 27 de enero, los técnicos municipales señalan en su informe que las pinturas son recuperables a pesar de los daños sufridos "por el humo y el vapor procedentes de la cocina y del tabaco". Son 12 piezas. El Concello pide a la Xunta que inspeccione las obras.  La sociedad propietaria del inmueble es la sociedad limitada Alameda Órdenes, actualmente en proceso de liquidación voluntaria.

"Lugrís es uno de los pintores coruñeses más destacados y reconocidos del siglo XX y el bajo de la calle Olmos es el espacio con mayor concentración de obras del autor", señala el consistorio.

Las pinturas datan de mediados del siglo XX, tal y como figura en la inscripción de una de ellas -- 24 de febrero de 1951-- y están realizadas con la técnica "a secco" y pintura al aceite.

La Asociación Cultural O Mural y el colectivo In nave civitas piden desde hace meses la declaración de Bien de Interés Cultural de los murales, una petición a la que se han sumado colectivos e instituciones, si bien la Xunta asegura que al ser patrimonio cultural catalogado ya están protegidos y no descarta convertirlos en BIC.

El mural ya cuenta con protección dado que está catalogado en el Plan General de Ordenación Municipal y está incluido en el área regulada por el Plan Especial de la Ciudad Vieja y Pescadería de A Coruña.

Ahora, el Ayuntamiento de A Coruña ha anunciado, según explica en una nota de prensa, que reclamará a los propietarios que actúen de manera inmediata para conservar las pinturas.

Más información

Son unos trabajos que están valorados en unos 90.000 euros, que ejecutará el Ayuntamiento de forma subsidiaria si no lo hacen los propietarios.

El Consistorio explica que las doce piezas que decoran las paredes del antiguo restaurante Fornos datan de febrero de 1951 y están realizadas con la técnica 'a secco' y pintura al óleo.

 
  • Cadena SER

  •  
Programación
Cadena SER

Hoy por Hoy

Àngels Barceló

Comparte

Compartir desde el minuto: 00:00