Sociedad

390 euros de pensión después de 44 años trabajando como abogado: la otra realidad detrás de la toga

Mieles de abogados, 100.000, según el colectivo que promueve esta protesta, el movimiento "#J2", se enfrentan a pensiones de entre 300 y 500 euros después de décadas aportando sus cuotas a la Mutualidad de la Abogacía. Reclaman poder pasarse al RETA para conseguir unas pensiones dignas

390 euros de pensión después de 44 años trabajando como abogado: la otra realidad detrás de la toga

390 euros de pensión después de 44 años trabajando como abogado: la otra realidad detrás de la toga

03:23

Compartir

El código iframe se ha copiado en el portapapeles

<iframe src="https://cadenaser.com/embed/audio/460/1706981889590/" width="100%" height="360" frameborder="0" allowfullscreen></iframe>

Luis Mariano López Benito. Abogado, 68 años. Cuando se colegió en 1980 era obligatorio hacerse de la Mutualidad de abogados porque, si no, no podría ejercer. Cuarenta y cuatro años después, sigue trabajando porque con los 390 euros que le dan al mes, simplemente no podría mantenerse. María Victoria Bolaños, se colegió 10 años después. Cuando se quiera jubilar, le espera una renta, de 600 euros al mes.

Su caso representa al de miles de abogados y procuradores de todas España, que durante años estuvieron obligados a "cotizar" en la Mutualidad convertida ahora en una aseguradora privada. Son los abogados del baby boom que ahora ven con mucha incertidumbre su futuro, con "pensiones" que pueden oscilar entre los 300 y los 500 euros al mes.

Siendo abogados, ¿no sabían lo que firmaban?

Entonces nadie les dijo, que ese dinero que recibirían, esas 100.000 pesetas que aseguraron a Victoria, se congelarían en el tiempo, sin pagas extras, sin pensión de viudedad o de orfandad, llegado el caso y "dejándonos atrapados en una ratonera sin salida". Pero la primera pregunta que surge es, siendo abogados, ¿no sabían lo que firmaban?, ¿no vieron venir lo que iba a pasar". La respuesta, inmediata: "¿Cómo no íbamos a confiar en nuestro colegio profesional?

"Lo que nos dijeron, -continúa Mariano-, es que íbamos a tener derecho a una pensión que entonces estaba más o menos pareja con las pensiones que había en la Seguridad Social, pero no ha sido así. Yo aportaba 6.000 euros al año". "Era el propio colegio el que te daba de alta en la Mutualidad", insiste su compañera.

Pero la Mutualidad pasó a convertirse en una aseguradora más, con las mismas reglas del mercado, así que Mariano, como tantos otros, ha optado por repartir su fondo calculando poder llegar a los 88 años sin que le penalizara la retirada completa de su fondo. "Me han garantizado 390 euros al mes".

Ángela Vegas; procuradora y Mariano López y María Victoria Bolaños; abogados, frente a los Juzgados de Madrid.

Ángela Vegas; procuradora y Mariano López y María Victoria Bolaños; abogados, frente a los Juzgados de Madrid.

Una segunda oportunidad

En 1995 abogados, procuradores o ingenieros, tuvieron la oportunidad de elegir entre seguir aportando a la Mutualidad o pasar al Régimen Especial de Trabajadores Autónomos, el RETA, pero muchos no lo hicieron, pensando que ya no llegarían a tiempo para trabajar los años suficientes para poder optar a una pensión pública.

Pero además, remarca que "la información que nos han dado no ha sido fidedigna, era muy parcial. Todos estos años nos decían, aportando lo mismo que en el RETA, en la Mutualidad te va a quedar más". No ha sido así, porque "cualquier autónomo que pague el mínimo tiene garantizado una pensión con catorce pagas, ¿por qué nosotros no? Ahora se sienten engañados y buscan una alternativa que pasa por poder pasar de sus mutuas al sistema de autónomos pero llevándose el dinero invertido.

Mutualidad de la Abogacía no responde, mientras Mariano, como otros muchos compañeros, se prepara para seguir trabajando "mientras la cabeza y el cuerpo aguanten".

 
  • Cadena SER

  •  
Programación
Cadena SER

Hoy por Hoy

Àngels Barceló

Comparte

Compartir desde el minuto: 00:00