Ciencia y tecnología

Así fue la explosión masiva del Sol que provocó apagones cerca de Australia y el sur de Asia

El máximo de actividad solar estaba previsto para julio de 2025 pero los expertos señalan que podría adelantarse

El momento en el que se registró la explosión masiva del Sol el pasado lunes / HELIOVIEWER.ORG

La imagen de la explosión en una parte de la superficie solar que se registró el pasado lunes es impresionante. Aunque el Sol está en constante actividad, este suceso fue singular por varios motivos: por su duración (entorno a dos horas), su extensión (unos 500.000 kilómetros de largo) y por las consecuencias que tuvo sobre la Tierra, llegándose a registrar apagones en algunos puntos de Australia y el sur de Asia.

La llamarada ocurrió en torno a las 20:30 de este lunes y la tormenta solar llegó a nuestro planeta el martes poco después de las 10:00 de la mañana. Además de los apagones, se registraron interrupciones en distintos operadores de radioaficionados y marineros. La Oficina Nacional de Administración Oceánica y Atmosférica (NOAA) —similar a Aemet pero en EEUU— advirtió de que había un 45% de probabilidades de que se repitieran estas interrupciones durante los próximos días.

La doctora en Física Tamitha Skov explicaba el pasado mes de enero a Daily Mail que quienes normalmente se ven afectados por estos fenómenos "son las personas que dependen de los servicios GPS/GNSS, especialmente en latitudes altas, así como los agricultores de precisión y cualquiera que utilice vehículos aéreos no tripulados para reconocimiento, búsqueda y rescates".

La Tierra registra el enero más cálido desde que hay registros

El físico Keith Strong, especializado en las conexiones entre el Sol y la Tierra, ha seguido de cerca lo ocurrido esta semana. Ha compartido en la red social X varios vídeos captados por helioviewer.org, la web donde se puede contemplar al astro rey en tiempo real y que captó el momento de la explosión. Desde otra perspectiva se puede ver cómo se produce una llamarada que se mueve a unos 950 km/s cuando se produjo el fenómeno el lunes.

Este experto cuenta que se están produciendo tantas ondas hechas de radiación y viento solar estos días que es imposible seguirles la pista a todas. Eso indica que estamos en un periodo de actividad máxima solar. Se esperaba que ocurriera en julio de 2025 pero los especialistas ya indicaban que se podía adelantar.

El máximo solar sucede, aproximadamente, cada 11 años. Antes de que se produzca, la actividad solar se intensifica significativamente, con manchas ardientes de plasma y corrientes de potente radiación, como está ocurriendo estos días.

 
  • Cadena SER

  •  
Programación
Cadena SER

Hoy por Hoy

Àngels Barceló

Comparte

Compartir desde el minuto: 00:00