Hoy por Hoy Madrid NorteHoy por Hoy Madrid Norte
Ocio y cultura

Pascua, una tradición que va más allá del cristianismo

Las vacaciones de primavera cuentan con diferentes imágenes emblemáticas, algunas de las cuales se remontan a los inicios de Ostara

Pascua, una tradición que va más allá del cristianismo

Pascua, una tradición que va más allá del cristianismo

12:11

Compartir

El código iframe se ha copiado en el portapapeles

<iframe src="https://cadenaser.com/embed/audio/460/1711369996914/" width="100%" height="360" frameborder="0" allowfullscreen></iframe>

La Pascua es la fiesta cristiana que celebra la resurrección de Jesús de Nazaret tres días después de morir crucificado. El Domingo de Pascua (también llamado Domingo de Resurrección) es la culminación de una semana de acontecimientos que precedieron a su muerte y que se repiten, cada año, en ceremonias litúrgicas conocidas como Semana Santa. Sin embargo, no es una fiesta que se vea de la mima forma en todo el mundo. Las vacaciones de primavera cuentan con diferentes imágenes emblemáticas, algunas de las cuales se remontan a los inicios de Ostara.

San Beda el Venerable (monje benedictino) escribió una historia de la conversión al cristianismo de los anglosajones en Gran Bretaña. En sus escritos sobre el calendario, hablaba de Eostre (Ostara), una diosa autóctona de la fertilidad, el amanecer, y asociada al inicio de la primavera, en cuya fiesta se utilizaban símbolos que aún pueden verse en la actualidad, como el conejo y el huevo, los cuales representaban la fertilidad y la renovación de los ciclos de la vida.

Para las tradiciones precristianas, era en estos días que el Dios Padre y la Diosa Madre se unían para procrear al Niño Promesa. Por ello, aún hoy las personas se regocijan por su concepción durante el equinoccio y visten sus casas con símbolos de fertilidad. De hecho, la actividad de pintar huevos de pascua guarda una estrecha relación con esto, al igual que con un cuento, según el cual, la diosa convocó a todos los animales del bosque para celebrar el final del invierno; todos quisieron obsequiarle con los mejores regalos, pero la liebre, que era muy pobre, no pudo darle nada más que un huevo que encontró en su madriguera, convirtiéndolo en un estupendo postre.

Para explicar la asociación con el cristianismo, hay que señalar que los fieles celebran la Pascua de diversas maneras, como los servicios al amanecer preferidos por los protestantes y la Vigilia Pascual, pero también han hecho una mezcla con otras tradiciones, empezando por la visita del Conejo de Pascua, una tradición que, según algunos, se originó en Alemania, aunque esto aún está sin aclarar. En cualquier caso, la caza de huevos de Pascua, la decoración de estos y el consumo de dulces son una parte importante de la fiesta moderna, especialmente en el mundo anglosajón.

Por otro lado, si uno se detiene a observar la parte cristiana de esta fiesta. antes de hablar de la Pascua en sí, hay que hablar de la Cuaresma, que abarca los cuarenta días previos a esta, los cuales se asocian con los días que Jesús pasó en el desierto, en donde fue tentado tres veces por el demonio. Ahora bien, la Semana Santa comienza el domingo anterior a la Pascua y es una recreación de la entrada de Jesús en Jerusalén, cuando el pueblo le recibió como descendiente del rey David cortando ramos de palma de los árboles y agitándolas mientras recitaban elementos de los salmos judíos, una tradición que, hoy en día, sigue llevándose a cabo en el primer día que marca la Semana Santa.

 
  • Cadena SER

  •  
Programación
Cadena SER

Hoy por Hoy

Àngels Barceló

Comparte

Compartir desde el minuto: 00:00