Sociedad

Sindicatos denuncian una nueva agresión en el Hospital de San Agustín en Linares

Los hechos ocurrían el pasado domingo donde, según compañeros de la celadora afectada, se vivieron momentos "horribles y eternos" por la violenta actitud de la familiar de un paciente

Protesta a las puertas de Urgencias, en el Hospital de San Agustín de Linares. / Cadena SER

Profesionales sanitarios se concentran a las puertas de Urgencias, en el Hospital de San Agustín, en Linares. Acompañados por representantes sindicales, han vuelto a exigir un refuerzo en la vigilancia, durante 24 horas al día, para evitar situaciones como la vivida ayer, domingo de Resurrección, cuando una familiar de un paciente agredió, en éste caso, a una celadora del centro.

Francisca Collado, compañera de la sanitaria afectada, actuaba como portavoz en dicha concentración, éste mediodía. En el acto, relataba los duros momentos que se vivieron durante esta enésima agresión, calificándolos de "horribles y eternos". "Mi compañera, muy amablemente, explicó que ella no podía dar información y que el médico les atendería en breve, que se esperara. Después se lanzó sobre ella, la tiró al suelo, la agarró del pelo y, cuando quisimos reaccionar, era imposible separarlas".

"Emocionalmente está fatal. Le duele la cabeza y el cuello. Hace unos meses agredieron a una enferma, a otro celador le rompieron el tabique, es decir, esto es asiduo y se produce muy a menudo, por desgracia", comenta Collado. El hecho de ayer ha sido denunciado ya, mientras que, el personal celador, pide el mismo tratamiento que el sanitario y que las agresiones que reciban sean "constitutivas de delito".

"Esto se podía haber evitado porque se trataba de una paciente conflictiva. La policía consideró, al ser celadora, que no era considerada como autoridad pública. La modificación de la nueva Ley establece que, todo personal, sea de la categoría que sea, debe ser considerado como autoridad pública, por tanto, las sanciones deben ser ejemplarizantes para paliar esta lacra de las agresiones", ha manifestado Jesús Clares, desde CSIF.

Fuerzas sindicales como CC OO y UGT, también presentes en la protesta, unían su discurso de apoyo a la víctima de la nueva agresión sufrida en Urgencias, toda vez que instaban, tanto a la Delegación de Salud como a la dirección del centro sanitario, a que "tomen medidas urgentes" para evitar este tipo de situaciones.

Junta de Andalucía

La delegada territorial de Salud y Consumo, Elena González, ha señalado que "este tipo de actitudes son intolerables y carecen de cualquier justificación", por lo que "no deben tener cabida en nuestra sociedad y mucho menos en un centro sanitario". Por su parte, la gerente del Área de Gestión Sanitaria Norte, Belén Martínez, ha subrayado "el apoyo unánime y la solidaridad del conjunto de profesionales del Hospital a la trabajadora agredida".

La agresión física o intimidación grave contra profesionales sanitarios en el ejercicio de su función pública asistencial está recogida en el Código Penal como un delito de atentado contra la autoridad. Desde la Delegación de Salud se ha indicado en un comunicado que el centro ha puesto a disposición de la profesional afectada todo el apoyo necesario, incluyendo la defensa y asesoría jurídica, según recoge el Plan de Prevención y Atención frente a Agresiones para los profesionales del sistema sanitario público de Andalucía.

Este plan incluye tanto medidas preventivas para luchar contra los ataques como un protocolo de actuación una vez que se produce cualquier situación de violencia. Entre las medidas preventivas se encuentran la instalación de sistemas de seguridad como formación para que los profesionales aprendan a actuar ante situaciones de tensión. En los casos en los que se produce la agresión, el plan también contempla apoyo psicológico y asistencia jurídica para las víctimas.

 
  • Cadena SER

  •  
Programación
Cadena SER

Hoy por Hoy

Àngels Barceló

Comparte

Compartir desde el minuto: 00:00