Gente

Este es el detalle de la boda de Lucía Pombo que ha desatado la indignación en redes sociales

"Tiene que ser coña", "ni aunque me maten por ello"

Lucía Pombo se casa con Álvaro López Huerta. / EP

Madrid

Lucía Pombo, una de las dos hermanas de la conocida ‘influencer’ María Pombo, se ha casado este sábado con Álvaro López Huerta, también 'influencer' y empresario, en Villafranca del Condado (Segovia).

La celebración concentraba gran expectación desde que la pareja hizo el anuncio, pues se esperaba -y así ha sido- que acudieran a ella algunos de los nombres más populares de las redes sociales en España.

Más información

En efecto, la boda contó con rostros como los de las Pombo, Marta Lozano, Laura Matamoros o algunos de los concursantes que han pasado por el reality 'La Isla de las Tentaciones', como son la pareja conformada por Lara y Hugo.

Sin embargo, ninguno de ellos ha llamado tanto la atención con su presencia o su atuendo como lo ha hecho la vestimenta de las camareras que servían el catering.

"Vale, tiene que ser coña que las camareras de la boda de Lucía Pombo vayan así vestidas", escribía una usuaria (@claudiabriisa) en su perfil de Twitter, adjuntando la foto de una de ellas; imagen que ha despertado la indignación de innumerables personas en la red del pájaro azul.

Tuit de @claudiabriisa. / @claudiabriisa, vía Twitter

"Ni aunque me maten por ello"

Si bien ha habido quienes han salido en defensa de la mayor de la hermanas Pombo alegando que el vestuario de las empleadas responde a una decisión de la empresa de catering y no a los novios, las críticas no han tardado en llegar.

La publicación, que ha superado los 18.100 'me gusta' en apenas 24 horas ha suscitado respuestas y opiniones de todo tipo, muchas de ellas repetidas, entre las que destacan algunas como las siguientes:

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad