Economía y negocios

Las comunidades de propietarios con calefacción central piden medidas para hacer frente a la subida del gas

Los colegios de administradores de fincas estiman que las facturas de estas comunidades podrían duplicarse en los próximos meses

Bloque de viviendas en el barrio del Polígono de Toledo / Yolanda Lancha

Toledo

Las comunidades de propietarios con calefacción central temen no poder hacer frente a la subida del gas. Facturas que los administradores de fincas estiman podrían llegar a duplicarse. Con las cuotas que se pagaban antes de la subida algunas comunidades sólo tienen garantizado el pago hasta diciembre o enero, por lo que muchas de ellas se verán obligadas a hacer derramas. "Donde antes un pedido costaba 10.000 ó 15.000 euros, ahora van a pagar como mínimo 30.000", asegura Juan Gálvez, presidente del Colegio de Administradores de Fincas de Toledo.

El coste se disparará y comunidades que estaban pagando 50.000 euros de gasóleo o de gas van a pasar a pagar facturas de 100.000 euros, auguran los administradores de fincas, que recuerdan que muchas de estas calefacciones centrales suministran también el agua caliente, por lo que si no hacen aportaciones extraordinarias "tendrán que optar por lo menos a tener agua caliente porque no van a meter bombonas de butano o cualquier otro sistema para calentar el agua", explica el presidente de la organización colegial en Toledo. "Hay vecinos que te dicen que no están dispuestos a pasar frío y otros que no están dispuestos a pagar cuotas extraordinarias. A ver como armas ese puzzle".

El Gobierno estudia ya varias medidas para abaratar esta factura, entre ellas la rebaja del IVA del gas del 21 al 5 por ciento, equiparando así a estos consumidores con los usuarios individuales, o ampliar la tarifa regulada de gas a estas comunidades. "Parece ser que eso está ya subsanado y que a las comunidades van a facturar el gas al 5 por ciento". Sin embargo, añade Gálvez, el gasóleo C de calefacción sigue al 21 por ciento y en el gas "queremos que estas personas, muchas de ellas muy mayores, puedan beneficiarse de la tarifa regulada al igual que lo hace cualquier persona que tiene un chalé de 400 metros".

Sólo en la provincia de Toledo, estiman desde este colegio, entre un 40 y 50 por ciento de los edificios de viviendas, como mínimo, tienen calefacción centralizada. Los más modernos instalaron calderas individuales pero la mayoría siguen teniendo calefacción central. "En Toledo, toda la zona de Buenavista y muchas comunidades del Polígono y de Santa Bárbara tienen calefacción central. El 50 por ciento es mucha población. Es muy difícil de gestionar", afirma el presidente del colegio de administradores de fincas en esta provincia.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad